Protestas: Cientos de agricultores bloquean el acceso a las Cortes de Aragón en Zaragoza en una tensa concentración | Economía

Varios policías y manifestantes con contusiones y mucha tensión es el balance de la protesta que un millar de agricultores, convocados por la plataforma 6-F, han protagonizado en la mañana de este viernes en Zaragoza. Mientras el Ebro llegaba más manso de lo previsto en plena crecida a la capital aragonesa, las quejas del campo se desbordaban a poco más de un kilómetro, en el exterior del palacio de la Aljafería, sede del Parlamento aragonés, cuando en su interior se estaba celebrando un pleno.

“El hartazgo es lo que nos trae aquí”, decían los manifestantes, que pedían “auxilio para el campo, porque todos nos dan la razón pero luego nadie hace nada”. Mientras tanto, con un tractor bloqueaban el acceso de la Aljafería y exigían poder entrar para entregar sus reclamaciones a los diputados. La Policía Nacional protegía el recinto, cuando la tensión ha empezado a dispararse y ha hecho falta la intervención de agentes antidisturbios que han cargado contra los manifestantes intentando impedirles avanzar hacia la entrada. Se han vivido momentos de alto voltaje, con gritos, empujones, insultos contra algunos periodistas, y una tremenda presión para el cuerpo policial que a duras penas podía contener esta marea de chalecos amarillos.

En el interior de las Cortes, proseguía el pleno, y la presidenta Marta Fernández avisaba a los diputados de que “por orden del Jefe Superior de Policía” no podían salir del edificio, se habían suspendido las visitas turísticas en el palacio y se estaba evacuando a los turistas por la puerta de atrás. Por aquel entonces, los agricultores ya se habían saltado el control policial y más de uno había estado a punto de caer al foso que rodea la sede del Parlamento y que tiene varios metros de altura.

Agentes de Policía contienen a los agricultores que intentar acceder al Palacio de la Aljafería donde están las Cortes de Aragón, este viernes en Zaragoza.
Toni Galan (EFE)

Hasta la una de la tarde se ha prolongado esta tensión que se iba desinflando al comprobar los manifestantes que no iban a poder entrevistarse con nadie. En su interior, la Junta de Portavoces decidía no recibirlos, lo que finalmente hacía que los agricultores retrasaran posiciones y optaran por abandonar la Aljafería para trasladarse al centro de la ciudad con sus tractores y a pie.

Por la calle Conde Aranda de la capital aragonesa, al pasar por la sede del PSOE, algunos manifestantes han coreado consignas y arrojado huevos contra la fachada. Esta calle, cercana al Coso de Zaragoza ha tenido que ser cortada por la presencia de tractores. También el tranvía se ha visto obligado a cortar su servicio en el centro por el paso de la comitiva, que se ha trasladado al mismo centro de la capital aragonesa alrededor de las dos de la tarde.

La tensión en las calles contrastaba, sin embargo, con la relativa tranquilidad que se vivía en el pleno de las Cortes donde varias preguntas de la oposición se dirigían al consejero de Agricultura demandándole sus medidas para responder a las reivindicaciones de los agricultores.

El consejero Ángel Samper, que al principio de las tractoradas se permitió arengarlas, esta mañana era mucho más cauto. “Los agricultores están ahora en la calle —decía— pero no puede ser que el sector no esté unido, tiene que estar unido y la legitimidad la tienen las organizaciones agrarias, sin quitársela a los que están en la calle pero siempre respetando las formas y las maneras”.

El Sindicato Unificado de la Policía denunciaba precisamente esas formas y maneras y criticaba la actuación de algunos agricultores contra la policía. Desde la Delegación del gobierno de España en Aragón se confirmaba que la protesta no había sido comunicada.

Sin reuniones previstas

En un día en el que los manifestantes han pedido verse con las instituciones, la alcaldesa de Zaragoza, Natalia Chueca, en conversación con este periódico, ha afirmado que no le ha llegado ninguna petición de que los agricultores quisieran reunirse con ella este viernes. Además, la dirigente popular ha señalado que en su agenda no tiene previsto verse con el sector agrario en los próximos días “porque no es competencia nuestra”. Por otro lado, ha dicho que ya atendió sus peticiones en la Feria de Maquinaria Agrícola que tuvo lugar en la ciudad aragonesa hace unos días y comprendió las razones por las que protestaban. El entorno del presidente de la región, Jorge Azcón, señala que el dirigente del PP no tiene prevista en su agenda ninguna reunión con ninguna asociación, ya que se vieron con las cuatro asociaciones hace unos días. / Guillermo Calvo

Sigue toda la información de Economía y Negocios en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.

RECÍBELO EN TU CORREO