jueves, febrero 29

Casi la mitad de los enfermos de leucemia linfática crónica no necesita tratamiento

Entre el 40 y el 50 por ciento de los enfermos de leucemia linfática crónica tienen una patología «leve» y no necesitan tratamiento, y el 70 por ciento de los pacientes no tienen ninguna manifestación de su enfermedad y pueden llevar una vida «plena«.

Así lo han señalado este jueves en rueda de prensa la hematóloga del Hospital Marqués de Valdecilla Lucrecia Yáñez y el jefe del Servicio de Hematología del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona, Francesc Bosch, que dirigen durante estos días un curso sobre la leucemia linfocítica crónica en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander.

Según ha explicado Yáñez, la leucemia linfática crónica es una enfermedad «un poco desconocida» y ven importante que la sociedad conozca que es la «más frecuente» de los diferentes tipos de leucemia, y que en un 40 o 50 por ciento de los pacientes se comporta de forma «tan leve» que no necesita tratamiento, solo un seguimiento.

Asimismo, ha señalado que en aquellos pacientes que sí necesitan tratarse, el tratamiento de esta enfermedad ha cambiado «radicalmente» en los últimos diez años y se ha conseguido «controlar mucho» la enfermedad y «con menos efectos secundarios«. En este sentido, ha destacado que el pronóstico de estos pacientes y los nuevos tratamientos dirigidos han mejorado «sustancialmente«, sobre todo en aquellos casos que, en principio, podían comportarse «peor» con los tratamientos.

Ha indicado que el abordaje multidisciplinar es «muy importante» dado que los pacientes con leucemia linfática crónica son, en general, mayores, por encima de los 70 años, por lo que «van a tener otras enfermedades que a lo mejor pueden complicar un poco el tratamiento, y nos ayudan a decidir cuál puede ser la mejor opción terapéutica para este paciente con la menor toxicidad».

Apuesta por la investigación

En cuanto al Hospital Valdecilla, Yáñez ha subrayado que «se apuesta mucho» por la investigación, básica y dentro de ensayos clínicos, que van aumentando año tras año, no solo en la parte oncológica, sino en otro tipo de servicios y de enfermedades. «Cantabria aboga por la investigación clínica como un papel importante en el desarrollo científico», ha añadido.

Por su parte, Bosch ha apuntado que aproximadamente un 70% de estos pacientes no tienen ninguna manifestación por su enfermedad, tienen una vida «plena» y hacen «todo tipo de actividades».

No obstante, ha reconocido que la enfermedad en sí puede ser la causa de muerte, así como las consecuencias de la misma, que produce bajada de defensas que predispone a infecciones, anemia y, a veces, hay efectos secundarios de los tratamientos también.

Según ha apuntado, la investigación en estos momentos está centrada en conocer mejor qué produce esta enfermedad para poder dar tratamientos «muy dirigidos» a la causa.

Así, mientras antes se daba quimioterapia, ahora son capaces de dar medicamentos que van «únicamente a la enfermedad y a su esencia«, por lo que el pronóstico de los pacientes ha cambiado «sustancialmente» en los últimos años. «Este es el gran avance que hemos tenido, no solo en esta enfermedad, en general en cáncer», han añadido.

Origen desconocido

En este punto, el hematólogo ha indicado que se desconoce el origen de estas enfermedades, las teorías actuales señalan que «estamos constantemente sufriendo cambios genéticos», y la mayoría de los pacientes hoy en día son diagnosticados de manera «casual».

Noticias relacionadas

Finalmente, ha puesto en valor el papel del Grupo Español de Leucemia Linfática Crónica de poder trabajar dentro de ensayos clínicos, no solo a nivel nacional sino también internacional. «Tenemos la misma posibilidad en el Hospital Vall d’Hebrón, en el Hospital Marqués de Valdecilla, de poner un tratamiento dentro de un ensayo clínico que están poniendo en el Hospital de Houston o en el Hospital de Boston o en Alemania», ha aseverado.

El objetivo del ‘V Encuentro práctico para el conocimiento y tratamiento de la leucemia linfocítica crónica‘ es la formación de especialistas jóvenes, tanto en los aspectos científicos como sociales de la enfermedad, cuyos ponentes son parte del Grupo Español de Leucemia Linfática Crónica (GELLC).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *