jueves, febrero 29

La Fiscalía alemana registra la sede de Volkswagen por sospecha de pagos ilegales al comité de empresa | Economía

La Fiscalía alemana ha llevado a cabo varios registros en oficinas del fabricante automovilístico alemán Volkswagen en la sede principal del grupo en Wolfsburgo, al norte del país, por sospechas de pagos ilegales a miembros del comité de empresa. La fiscalía de Braunschweig ha informado de que se sospecha que el fabricante pagó a integrantes del comité salarios demasiado elevados en comparación con el resto de la plantilla como parte de un un trato preferencial. Volkswagen ha confirmado los registros, que se produjeron el martes, y asegurado que “está cooperando plenamente con las autoridades investigadoras”.

Hace años que la justicia investiga las sospechas de que Volkswagen estaba pagando salarios excesivos a los trabajadores que forman del comité de empresa. A finales de 2017, en el marco de esas sospechas, Volkswagen rebajó como medida de precaución el salario a 15 miembros del comité de empresa que estaban en la escala directiva. Entre ellos Bernd Osterloh, que entonces era el jefe del comité y que en el momento de mejor remuneración había percibido alrededor de 750.000 euros anuales brutos, incluidas las pagas extraordinarias.

Los afectados denunciaron, se produjo un proceso de arbitraje, y finalmente recuperaron sus sueldos de directivos a partir de la primavera de 2019, explica el diario económico Handelsblatt. Según ha señalado un portavoz de la fiscalía, las nuevas acusaciones datan precisamente de ese año, por lo que podrían contradecir el resultado de los arbitrajes. La fiscalía no ha dado más detalles al estar abierta la investigación.

A lo largo de los años algunas denuncias relacionadas con los sueldos del comité también han llegado a los tribunales. En 2021 cuatro directivos de recursos humanos de Volkswagen, entre ellos Karlheinz Blessing y Horst Neumann, fueron absueltos de dar trato de favor a los miembros del comité de empresa en sus remuneraciones percibidas entre 2011 y 2016. Solo los bonus ascendían a entre 80.000 y 560.000 euros anuales. Sin embargo, a principios de este año un tribunal federal anuló las sentencias.

La empresa automovilística se vio obligada de nuevo a revisar los salarios de varias de esas personas. Desde entonces el comité ha denunciado una situación de inseguridad jurídica. Hasta ahora, según el Handelsblatt, 17 personas afectadas han demandado ante los tribunales laborales de Braunschweig, Hannover, Emden y Kassel y a 16 de ellos se les ha dado la razón.

Un portavoz de la fiscalía señaló a varios medios alemanes que el trasfondo de la investigación actual es “el pago de salarios a los miembros del comité de empresa, en violación de la prohibición de trato preferencial contenida en la Ley de constitución de empresas”. La Policía también ha registrado cuatro apartamentos privados que no tienen relación con la compañía automovilística.

Por otro lado, Volkswagen va a reducir la producción de coches eléctricos en sus fábricas de Zwickau y Dresde, al este de Alemania, por la caída de la demanda. En las dos primeras semanas de octubre recortará la producción del ID.3 -este modelo, producido en Dresde, dejará de fabricarse completamente entre el 2 y el 16 de octubre- y del Cupra Born. En junio la empresa había tomado la misma decisión de recortes en la producción con los modelos, ID.4 e ID.7, que se fabrican en Emden. Hace un año Alemania retiró las ayudas a la compra de vehículos eléctricos.

Sigue toda la información de Economía y Negocios en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.

RECÍBELO EN TU CORREO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *